Líneas…

Líneas...

Líneas, nada más que líneas, para la comodidad de las edificaciones humanas.
En mi cabeza, líneas, nada más que líneas; si pudiera tan sólo poner un poco de orden en todo esto.

– Pierre Reverdy –

Anuncios